Actividades para Desarrollar Competencias Laborales

Brinda a tu equipo las mejores herramientas prácticas para enfrentar los retos que presenta el mundo de hoy, mantener el equilibrio vida-trabajo y relaciones interpersonales sanas.

Desarrollo de Competencias Profesionales

La formación de profesionistas productivos debería ser el objetivo de las instituciones de nivel superior, de modo que no solo se titulen con conocimientos para realizar tareas, sino habilidades para desempeñar un cargo profesional y aportar valor en el lugar donde se desempeñen profesionalmente. Tal es el objetivo del enfoque pedagógico basado en retos o competencias, que forma a los estudiantes en la resolución de problemas.
Hoy te contaremos qué es el desarrollo de competencias profesionales, cómo potenciarlas y cuáles son los beneficios de que las empresas inviertan en esta área del conocimiento humano.

¿Qué son las competencias laborales?

Las competencias laborales se definen como la capacidad para hacer un trabajo o desempeñar una función, por lo que se relacionan con el éxito profesional. Una persona competente es aquella que utiliza eficazmente sus conocimientos, actitudes, habilidades y motivaciones, es decir: el saber, el saber ser, el saber hacer y el querer hacerlo.
Cabe destacar que las competencias no son los conocimientos ni las habilidades que una persona tiene, sino la forma en que las utiliza cuando las necesita, por ello, las habilidades de resolución de problemas, proactividad, liderazgo, planeación, organización y trabajo en equipo son algunas competencias profesionales.
Si una persona tiene el talento, pero no sabe cómo usarlo cuando tiene la necesidad, entonces no se considera competente. La buena noticia es que gracias a los programas de desarrollo de competencias laborales, puede descubrir sus habilidades, potenciarlas y utilizarlas para ser un profesional exitoso.
Consejos para desarrollar competencias
Lo primero es comprender el concepto de competencias laborales e identificar las que se requieren en tu campo de trabajo o empresa. Para ello, puedes analizar cuál es el comportamiento que se necesita para resolver los problemas más frecuentes en tu trabajo. Con esto en mente, podrás conocer la importancia del desarrollo de una o más competencias en tu área y proceder a una evaluación sobre las competencias de los miembros de tu equipo de trabajo, o las propias.

Al ser una labor compleja, lo ideal es ponerla en manos de especialistas como Ludicorp, donde además puedes encontrar talleres y sesiones especializadas en este tipo de formación.
Para conseguir un cambio en nuestro comportamiento y desarrollar competencias, debemos crear hábitos más efectivos, especialmente en las áreas donde se han detectado carencias. Obtener feedback por parte de los miembros del equipo también es importante para dar seguimiento al proceso e ir reforzando las competencias.
Establecer pequeñas recompensas por logros alcanzados es una forma de motivar al equipo y hacer que quieran seguir trabajando en el desarrollo de competencias. Asimismo, los retos pueden demostrarles a los colaboradores sus propias habilidades al ponerse a prueba constantemente.

 

Tipos de competencias laborales

Las competencias laborales se pueden clasificar según diferentes parámetros, pero la mayoría de sitios especializados reconoce 3 tipos de competencias:

Competencias laborales básicas

Como su nombre lo dice, las competencias laborales básicas hacen referencia a conocimientos y comportamientos adquiridos en las primeras etapas de la vida. Aquí podemos hacer una subdivisión y encontramos las competencias personales y sociales. 

Las competencias personales son todos los conocimientos adquiridos en la educación básica, como un pensamiento lógico, matemático o comunicación escrita y oral. Por su parte, las competencias sociales son el seguimiento a las normas de conducta y comportamiento. 

Competencias genéricas

El desarrollo de competencias profesionales genéricas es muy importante para cualquier empresa, pues, supone habilidades básicas esperadas en cualquier empleado. Son capacidades generales diferentes a las competencias específicas de cada puesto de trabajo. 

También llamadas competencias transversales son habilidades como el trabajo en equipo, planificación, comunicación, proactividad, asertividad, creatividad, gestión y resolución de problemas, adaptabilidad, entre otras. 

Competencias laborales específicas

Por último, encontramos a las competencias laborales específicas, es decir, a las habilidades particulares de cada puesto de trabajo. Estas capacidades distinguen cada área y los diferentes puestos de trabajo dentro de una empresa. 

Por ejemplo, el área de ventas tendrá que tener mayores habilidades de comunicación y trato con el cliente, mientras áreas técnicas requieren conocimientos específicos de software.

 

¿Cómo desarrollar las competencias laborales?

Lo primero es comprender el concepto de competencias laborales e identificar las que se requieren en tu campo de trabajo o empresa. Para ello, puedes analizar cuál es el comportamiento que se necesita para resolver los problemas más frecuentes en tu trabajo.

Con esto en mente, podrás conocer la importancia del desarrollo de una o más competencias en tu área y proceder a una evaluación sobre las competencias de los miembros de tu equipo de trabajo, o las propias.

Para conseguir un cambio en nuestro comportamiento y desarrollar competencias, debemos crear hábitos más efectivos, especialmente en las áreas donde se han detectado carencias. Obtener feedback por parte de los miembros del equipo también es importante para dar seguimiento al proceso e ir reforzando las competencias.

Establecer pequeñas recompensas por logros alcanzados es una forma de motivar al equipo y hacer que quieran seguir trabajando en el desarrollo de competencias. Asimismo, los retos pueden demostrarles a los colaboradores sus propias habilidades al ponerse a prueba constantemente.

 

Consejos para desarrollar competencias laborales

Antes de implementar alguna estrategia para el desarrollo de competencias profesionales, debemos asegurarnos que dichos conocimientos son necesarios para el correcto funcionamiento de nuestra empresa. 

Programas de desarrollo de competencias laborales

Existen diferentes estrategias, programas y planes para el desarrollo de competencias profesionales, te mencionamos las más importantes. 

 

 

Competencias laborales más demandadas

En la actualidad el desarrollo tecnológico y la especialización profesional exigen habilidades muy específicas, sin embargo, las empresas siguen solicitando ciertas habilidades básicas que todo colaborador debe tener. 

 

¿Cuál es el beneficio del desarrollo de competencias profesionales?

Existen muchos beneficios del desarrollo de competencias laborales, tanto para los individuos como para las empresas que invierten en su formación. Los principales son:

El éxito no se da de la noche a la mañana: se requiere formación constante, práctica, aprender de los errores y, especialmente, no actuar como “sabelotodo” sino como “apréndelo todo” para seguir creciendo profesionalmente y alcanzando nuevas metas.

En Ludicorp contamos con talleres de desarrollo de competencias profesionales que le darán a tu equipo de trabajo las herramientas que necesitan para enfrentarse a los retos del mundo laboral, equilibrar su vida personal y su trabajo para formar relaciones interpersonales sanas y sentirse satisfechos en ambas áreas.

Te invitamos a conocer los talleres que tenemos para tu empresa, usar nuestro cotizador online y a contactarnos para más información a través de la página web. ¡Con gusto te atenderemos!

Contrata ahora

Contacto
×

Cotiza ahora!







    RecomendaciónViví una experienciaBúsqueda en InternetFacebookLinkedinInstagramMailing
    Por favor, prueba que eres un ser humano mediante la selección taza.

    Cotice Aquí